Día del Residente: Un lugar para aprender

La residencia es un momento fundamental en la vida de todo médico. Hoy quisimos homenajear a nuestros residentes escuchando sus experiencias.

Entrevistamos a algunos de nuestros residentes que nos cuentan sobre su aprendizaje en el Clínica.

“Mi nombre es Julieta Anglada, soy residente de 4to año del servicio de Diagnóstico por Imagen. Ingresé en el año 2015 a la clínica con muchas ganas y expectativas, la mayoría se cumplieron y otras aún puedo cumplirlas”, comienza contando y agrega:  “Entre las anécdotas del servicio, en la mayoría de ellas estuvo el gran Dr. Lucilio Cima, que lamentablemente por problemas de salud hoy no está con nosotros y significó siempre para los residentes un ejemplo de perseverancia, bondad y siempre estuvo con una sonrisa ante todos los problemas, por eso lo recordamos con mucho cariño. Hoy ya después de 4 años siento que el aprendizaje no solo fue en conocimiento teórico sino también a nivel personal, porque la residencia es casi como una convivencia con los compañeros y los jefes, que por suerte me tocaron grandes personas que nos brindaron su experiencia y buena predisposición”

También Cecilia Traferri de Pediatría nos contó sobre sus experiencias. “Aprendí que a pesar de lo que dicen todos, los niños si se expresan, a su manera, pero logran comunicarnos sus dolencias, miedos, alegrías y alivios. Que la empatía y la humildad son fundamentales para lograr la confianza de los papás. Pude incorporar que no somos uno solo, individuales y únicos, sino, que se trabaja en equipo, acompañándonos y apoyándonos en el otro, ya sea compañero de residencia o jefe, que sin compañerismo, la residencia no termina siendo 100% satisfactoria.”

Ayelén Bastias, de Cirugía General destacó el trabajo en equipo como el principal aprendizaje. “Aprendí a tratar a las personas, a contener, a superarme día a día en mi carrera y habilidades que nunca pensé que iba a poder hacer”.

Florencia Rodríguez y Natalia Matamala de Nefrología nos contaron sobre su primer trasplante.

Y Constanza Tamasiro de Cardiología concluyó: “conocer al paciente mas allá de lo orgánico es muchas veces la única solución a sus problemas”.

Todos agradecidos con sus historias y experiencias que los fueron moldeando como médicos en la Clínica.

¡Feliz día a todos nuestros residentes!